Cómo saber si una casa tiene Cédula de Habitabilidad

Cómo Saber Si una Casa Tiene Cédula de Habitabilidad

En este artículo vamos a intentar dar respuesta a una pregunta ampliamente formulada por todo aquél que necesita alquilar o vender su vivienda, y es cómo saber si una casa tiene Cédula de Habitabilidad vigente.

Con frecuencia, encontraremos que la Cédula está caducada, pero la mayoría de veces la vivienda no ha contado nunca con este documento.

La Cédula de Habitabilidad se impone como documento imprescindible desde 1.984, por lo que cualquier vivienda anterior a esa fecha es susceptible de no haber contado nunca con la Cédula.

Vamos a explicar qué se puede hacer para determinar si la vivienda, sea una casa o un piso, cuenta con Cédula de Habitabilidad. En caso de que la tenga, saber si está caducada. O incluso, cabe la posibilidad de que nunca la haya tenido.

Arquitectos Barna

¿Qué es la Cédula de Habitabilidad?

En alguna sección de nuestra web ya explicamos ampliamente en qué consiste la Cédula de Habitabilidad. Es el documento oficial que certifica que una vivienda cumple oficialmente con los requisitos mínimos de habitabilidad y seguridad establecidos por la ley, en concreto por el Decreto de habitabilidad (D.141/2.012).

Es un documento necesario para poder habitar una vivienda de manera legal y conseguir suministros eléctrico y de agua, y garantiza que la vivienda cumple con las condiciones adecuadas para ser habitada, y, por tanto, se puede transmitir (vender o alquilar) con las suficientes garantías.

¿Por qué es importante la Cédula de Habitabilidad?

La Cédula de Habitabilidad es importante tanto para los propietarios como para los inquilinos o compradores de una vivienda.

A continuación exponemos algunas razones por las cuales este documento es de vital importancia:

  1. Garantía de habitabilidad: La cédula de habitabilidad asegura que la vivienda cumple con las condiciones básicas de habitabilidad, como el acceso a agua potable, suministro eléctrico adecuado, sistemas de ventilación, dimensiones mínimas de estancias, equipamiento mínimo, entre otros aspectos. Esto es especialmente relevante para la salud y seguridad de las personas que habitarán la vivienda.
  2. Requisito legal: En nuestra comunidad autónoma, Cataluña, la obtención de la Cédula de habitabilidad es obligatoria para poder habitar una vivienda desde el año 1.984. Sin este documento, la vivienda se considera ilegal, desde un punto de vista urbanístico, lo que puede ocasionar dificultades para el propietario, en el momento de su transmisión.
  3. Valor de reventa: Contar con la Cédula de habitabilidad puede aumentar el valor de una vivienda en caso de querer venderla en el futuro. Los compradores potenciales suelen tener en cuenta este documento como una garantía de que la casa cumple con los estándares de habitabilidad y seguridad.

¿Cómo Saber Si una Casa Tiene Cédula de Habitabilidad?

Determinar si una vivienda, ya sea unifamiliar o un piso, tiene Cédula de Habitabilidad es fundamental antes de alquilarla o comprarla. Aquí presentamos algunos pasos que Vd. puede seguir para obtener esta información:

  1. Contactar a las autoridades competentes: En nuestra jurisdicción, las Cédulas de Habitabilidad son emitidas por el departamento de Vivienda de la Generalitat de Cataluña. Puede ponerse en comunicación con el departamento de Vivienda de su localidad para obtener información concreta sobre una vivienda, llamando al 012, que es el teléfono de atención al ciudadano de la Generalitat.
  2. Consultar con el propietario o agente inmobiliario: Si está interesado en alquilar o comprar una casa, puede solicitar al propietario o agente inmobiliario que le muestre la Cédula de Habitabilidad. Este documento debería estar en su posesión y ser válido.
  3. Contratar a un profesional: Si tiene dudas o no está seguro sobre la situación legal de una vivienda, puede Vd. contactar con nosotros. Un arquitecto o técnico especializado en inspecciones de viviendas realizará una evaluación y determinará si la vivienda cuenta con cédula de habitabilidad. Contamos con acceso a la base de datos de la Generalitat de Catalunya, donde podemos consultar si la vivienda cuenta con la Cédula e, incluso, si ésta se encuentra vigente o no.

Es importante tener en cuenta que obtener la Cédula de Habitabilidad es responsabilidad del propietario de la vivienda. Como inquilino o comprador, es esencial asegurarse de que la vivienda cumpla con los requisitos legales antes de tomar una decisión.

Lea también:  ¿Qué es la Certificación energética del edificio?

En algunas situaciones, como puede ser viviendas en una planta baja o planta entresuelo o incluso ático, la vivienda no está registrada como tal, sino que se trata de inmuebles que, aunque se encuentren perfectamente equipados y habilitados como viviendas, urbanísticamente provienen de usos diferentes, ya sea local, estudio, oficina…

En este otro artículo explicamos hace ya un tiempo los pasos a dar para obtener Cédula de Habitabilidad de un local. Aunque no es sencillo, y muchas veces incluso imposible, puede Vd. consultarlo si se encuentra en esta situación.

Si descubre que la vivienda no tiene Cédula de Habitabilidad, debe considerar las implicaciones y los posibles riesgos. Aquí hay algunas acciones que podría tomar:

  1. Negociar con el propietario: Si te interesa la vivienda y estás dispuesto a asumir la responsabilidad de regularizar la situación, puedes negociar con el propietario para que él se encargue de obtener la cédula de habitabilidad antes de que firmes cualquier contrato.
  2. Consultar a un especialista: En casos más complejos, puede ser recomendable buscar el asesoramiento de un arquitecto especializado en cuestiones de Vivienda. Un profesional con la adecuada experiencia le guiará sobre los pasos legales a seguir y le ayudará a proteger sus derechos como inquilino o comprador.
  3. Buscar otras opciones: Si el propietario no muestra interés en obtener la Cédula de Habitabilidad o no está dispuesto a asumir el riesgo, lo mejor es buscar otras opciones de vivienda que cumplan con los requisitos legales.

Recuerde que la Cédula de Habitabilidad es un documento esencial para garantizar que la vivienda cumple con los estándares de habitabilidad y seguridad. No comprometa su bienestar y tranquilidad habitando una vivienda que no cuente con este documento.

Cómo Obtener la Cédula de Habitabilidad

Si es Vd. propietario de una vivienda y desea obtener la cédula de habitabilidad, aquí hay algunos pasos generales que puedes seguir:

  1. Revise los requisitos mínimos que impone el Decreto de Habitabilidad: Puede consultarlos online siguiendo este enlace. Deberá consultar el Anexo 2: requisitos para viviendas usadas.
  2. Realice las mejoras necesarias: Si su vivienda no cumple con los requisitos de habitabilidad, es posible que deba realizar mejoras antes de solicitar la Cédula. Estas mejoras pueden incluir reparaciones, instalaciones eléctricas, sistemas de ventilación adecuados, restauración de condiciones iniciales que se hayan visto alteradas, entre otros aspectos.
  3. Solicita asesoramiento: Una vez que hayas realizado las mejoras necesarias, o incluso mejor, antes de hacer nada, debe Vd. solicitar asesoramiento experto de un técnico. El arquitecto es el técnico más cualificado para determinar si su vivienda cumple con los requisitos establecidos y, en caso contrario, qué mejoras deberá realizar.
  4. Renovaciones y actualizaciones: Tenga en cuenta que la Cédula de Habitabilidad tiene una validez limitada (15 años actualmente), y requiere renovaciones periódicas. Asegúrese de mantener su vivienda en buenas condiciones y cumplir con las actualizaciones necesarias para garantizar la renovación de la Cédula en el futuro.

Conviene recordar que, a diferencia del Certificado Energético, cuya renovación es voluntaria, la Cédula sólo se puede renovar una vez ha expirado su vigencia, es decir, que si no está caducada, no se deberá tramitar su renovación.

Vd. podría también necesitar el CEE: en este otro artículo explicamos cómo obtener ambos documentos.

Arquitectos Barna

Recuerde que estos pasos son referidos a la comunidad autónoma de Cataluña y pueden variar si Vd. nos lee desde fuera de la misma. Es recomendable consultar con las autoridades competentes o contratar a un profesional especializado de su zona para obtener una guía más precisa y específica.

Preguntas Frecuentes (FAQs)

¿La Cédula de Habitabilidad es necesaria solo para viviendas nuevas?

No, la Cédula de Habitabilidad no se limita únicamente a viviendas nuevas. Es un requisito legal para todas las viviendas, independientemente de si son nuevas o de segunda mano.
Tanto las viviendas recién construidas como las existentes deben cumplir con los estándares de habitabilidad y seguridad establecidos por la ley y obtener la cédula correspondiente, si bien, los requisitos son más laxos para vivienda existente.
Es importante tener en cuenta que, en el caso de viviendas de segunda mano, puede haber situaciones en las que la Cédula de Habitabilidad haya caducado o no se haya obtenido previamente.
Si está interesado en comprar o alquilar una vivienda de segunda mano, asegúrese de verificar si la Cédula está vigente o si se requiere alguna acción para regularizar su situación.

¿Qué sucede si una vivienda no tiene Cédula de Habitabilidad?

Si una vivienda no cuenta con la Cédula de Habitabilidad correspondiente, existen algunas implicaciones importantes:
Riesgos para la salud y seguridad: La ausencia de Cédula de Habitabilidad indica que la vivienda no cumple con los requisitos mínimos de habitabilidad y seguridad establecidos por la ley. La Cédula precisamente se impone como el documento que evita situaciones de infravivienda.
Dificultades para alquilar o vender: Si es Vd. propietario de una vivienda sin Cédula de Habitabilidad, puede resultar difícil alquilarla o venderla. La falta de este documento puede generar desconfianza en los posibles inquilinos o compradores, ya que buscan garantías de que la vivienda cumple con los requisitos legales y está en condiciones adecuadas.
En general, es recomendable evitar habitar o adquirir una vivienda sin Cédula de Habitabilidad, ya que implica riesgos y problemas legales. Si se encuentra en esta situación, es aconsejable buscar soluciones para regularizar la situación o considerar otras opciones de vivienda que cumplan con los requisitos legales.

Lea también:  Proyectos

¿La Cédula de Habitabilidad es válida de por vida?

No, la Cédula de Habitabilidad no es válida de por vida. Por lo general, tiene una vigencia limitada que varía según la legislación de cada país o región. La validez actualmente en Cataluña es de 15 años.
Una vez que la Cédula de Habitabilidad ha expirado, es necesario renovarla para mantener su validez. Esto implica realizar una nueva inspección y verificar que la vivienda siga cumpliendo con los requisitos establecidos. Si se detectan deficiencias durante la inspección, el propietario deberá realizar las mejoras necesarias antes de obtener la Cédula de Habitabilidad renovada.
Es importante tener en cuenta la fecha de vencimiento de la cédula de habitabilidad de una vivienda y realizar las renovaciones correspondientes ( de ser necesarias) dentro del plazo establecido. Al mantener actualizada la Cédula, se garantiza que la vivienda siga cumpliendo con los estándares de habitabilidad y salubridad en el tiempo.
Es responsabilidad del propietario estar al tanto de la vigencia de la Cédula de Habitabilidad y asegurarse de realizar las renovaciones necesarias en el momento adecuado. No cumplir con este requisito puede tener consecuencias legales y dificultar la posterior venta o alquiler de la vivienda.

Conclusión

La Cédula de Habitabilidad, como hemos ido viendo, es el documento esencial para garantizar que una vivienda cumple con los requisitos mínimos de habitabilidad y seguridad establecidos por la ley. Tanto para propietarios como para inquilinos o compradores, es fundamental asegurarse de que una casa o piso cuente con esta Cédula antes de habitarla.

En este artículo, hemos abordado la importancia de la Cédula de Habitabilidad, cómo saber si una casa tiene Cédula de Habitabilidad, los pasos para obtenerla y las implicaciones de no contar con ella. Recuerde que la Cédula de Habitabilidad no tiene una vigencia ilimitada y debe renovarse dentro de los plazos establecidos.

Si está interesado en alquilar o comprar una vivienda, no dude en verificar la situación de la Cédula de Habitabilidad y asegurarse de que la vivienda cumpla con los estándares legales. Si es Vd. propietario, mantenga su vivienda en buen estado y realice las renovaciones necesarias para garantizar la vigencia de la Cédula de Habitabilidad.

Para acabar, recuerde que podemos ayudarle a averiguar en qué situación se encuentra su vivienda, en relación con la Cédula de Habitabilidad: ¿está vigente o caducada? o quizá no la haya tenido nunca, por lo que deberá tramitarla como solicitud de Cédula de segunda ocupación.

Javier Luna
Sígueme...
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)
10descuento

-10% DE SU FACTURA

¡SUSCRÍBASE AL NEWSLETTER Y LE ENVIAREMOS UN CUPÓN AHORRO DEL 10% EN NUESTROS SERVICIOS!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Scroll al inicio